Abril 19, 2024

Hallazgos arqueológicos en construcción del hospital de Puerto Varas desbaratan el mito de las tierras “desiertas” de Pérez Rosales sobre la provincia de Llanquihue.

Aunque la idea de que la provincia de Llanquihue estaba prácticamente desierta a la llegada de los colonos alemanes a mitad de siglo XIX era insostenible, este mito sobrevivió hasta nuestros días impuesto por el poder de la colonia alemana. Los restos arqueológicos descubiertos en la construcción del hospital de Puerto Varas en enero de este año, demuestran lo que era evidente: la preexistencia del pueblo nación mapuche en la cuenca del lago Llanquihue.

Durante el pasado jueves 15 de junio, se realizó la segunda mesa territorial mapuche williche en Puerto Varas, dirigida por los Lonkos Pedro Catrilef y Cristian Álvarez, junto a autoridades winkas (Alcalde, representante del MOB, CONADI, MINSAL, Servicio Nacional de Patrimonio y Cultura, entre otros) para definir los pasos a seguir tras hallarse restos arqueológicos en la construcción del nuevo hospital de aquella ciudad.

Recordemos que a finales de enero de este año, mientras se realizaban excavaciones en dicho lugar se encontraron restos de cerámicas. No se trató de un hallazgo menor, como lo diera a entender la prensa oficialista en su momento, sino que se encontró en superficie “66 fragmentos de cerámica y 24 líticos”, en harneo de sedimento “464 fragmentos de cerámica y 55 líticos” y en excavación de pozos “103 fragmentos de cerámica y 13 líticos” que tendrían entre 500 y 1000 años de antigüedad y que corresponden al periodo “alfarero tardío tardío”,  según el informe de caracterización Arqueológica hecho por Concejo de Monumentos Nacionales. Aunque solo se ha hecho un sondeo en un 70 % del terreno, aún queda el 30 % restante donde pueden encontrarse más piezas. Ahora bien, según lo que se ha visto en otros lugares y según la propia cosmovisión mapuche, sabemos que estos restos no están ahí por casualidad y que puede ser una pequeña muestra de un hallazgo más grande.

Todas estas reuniones han sido gracias a las autoridades ancestrales y comunidades de esta parte de la Fütawillimapu, que han presionado para lograr que se realice un estudio adecuado sobre los hallazgos y en permanente diálogo con el pueblo nación mapuche. Es importante recalcar que pu peñi ka pu lamuen, que participan de la mesa territorial han dicho que no se oponen a la construcción del hospital, pero sí que se debe hacer todo lo necesario para conocer el origen y darles la importancia que corresponde a estos hallazgos.   

Aparte de los problemas de gestión en la construcción de la “red de hospitales de los ríos y los lagos” a lo que no nos referiremos en esta nota, estos “hallazgos no previstos” -como los caracterizó la concesionaria encargada de construir estos hospitales- son la prueba de que en Puerto Varas y en el resto de la provincia de Llanquihue si existía y existe población mapuche-williche. Es la prueba de que estos territorios no estaba “desiertos”, como los describía el agente de la colonización Vicente Pérez Rosales, quien luego de incendiar grandes extensiones de bosques nativos en los que habitaban Kuifikecheyem, invitaba y regalaba a colonos alemanes estas tierras, estableciéndose un orden colonial que perdura hasta nuestros días, donde los germanos son amos y señores de lo que sucede en la región de los lagos.  

En un pasaje de su libro Recuerdos del pasado, Pérez Rosales escribe: “una colonia, y esta verdad es preciso no perderla jamás de vista, no pude progresar sino de afuera para adentro. Internar de un repente al inmigrado al fondo de un desierto, por rico y feroz que éste fuere, sin previas y costosas disposiciones para precaver los funestos efectos del aislamiento, es tirarle a matar, o, por lo menos, a esterilizar su activa abnegación”. En sus palabras se da entender toda la política que favoreció a los colonos europeos para instalarlos en tierras williche, y debemos recordar que además de entregársele estas tierras, se les dio animales, materiales de construcción y herramientas para que se asentaran en las orilla del lago Llanquihue o Weñauka (como lo llamaban los antiguos) y la costa del seno de Reloncaví, fundando también ciudades y puertos para no dejarlos en situación de “aislamiento” de la civilización europea. Todo esto lo explica el agente de colonización luego de narrar el gran y terrible incendio que destruyó grandes bosques milenarios, mandado a hacer por él mismo, para despejar las tierras para hacer praderas para el pastoreo de ganado y establecer las colonias.  

Esperemos que se pueda seguir avanzando en la reconstrucción territorial y cultural de nuestro pueblo mapuche Williche y terminar de una buena vez con la política de genocidio e invisibilización por parte del estado Chileno, que ha favorecido la instalación de colonos alemanes desde al menos 170 años, junto con toda historia de despojo y racismo que se instaló en la provincia de Llanquihue y que el estado se haga cargo de la deuda que tiene con nuestro pueblo.  

Continúa mesa territorial por restos arqueológicos mapuche Williche encontrados en construcción de hospital de Puerto Varas.

Jueves 20 de julio 2023, Weñauka (Puerta Varas).

En dependencias municipales, el día de ayer se realizó la tercera reunión de la mesa de trabajo sobre los restos arqueológicos encontrados en el lugar donde se pretende levantar el hospital de Puerto Varas. Con presencia del Concejo de Monumentos Nacionales, y otras entidades estatales, dependencia encargada de realizar el estudio arqueológico en el lugar, se presentó el informe ejecutivo dónde se muestra la presencia de más de 600 restos cerámicas y 55 líticos (artefactos de piedra) que corresponden a un periodo “alfarero tardío”, según la definición arqueológica. Estos restos tendrían entre 500 y mil años de antigüedad y también podrían corresponder a un primer periodo en que la sociedad mapuche entro en contacto con la española. según el arqueólogo que presentó el informe, aún no se puede definir si corresponde a restos de un lugar habitacional o de un lugar ceremonial.

Es un hallazgo importante para esta zona, considerando que se ha tratado de imponer un relato que siempre ha representado la provincia de llanquihue como “desierta”, es decir, sin presencia indígena, a pesar de la evidencia historica de lo contrario, y dónde se exalta la presencia de la colonización alemana, como si hubiera venido prácticamente a poblar estos terrenos “valdios” y “salvajes”.

Comunidades y autoridades ancestrales, lonko Pedro Catrilef y Lonko Cristian Alvarez, representantes del pueblo nación Mapuche Williche, presentaron su posición sobre este tema. Declaran no estar en contra del hospital, pero que se deben tomar todas las medidas necesarias para respetar el patrimonio propio de nuestro pueblo y de ser necesario cambiar el lugar donde se levanté el hospital, ya que “somos un pueblo vivo”.